10/2/16

Análisis de la Sainte Chapelle, París








Identificación

Edifico religioso conocido como la Sainte Chapelle. Templo-relicario construído durante el mandato del rey francés San Luis, para albergar las reliquias procedentes de Tierra Santa. La construcción se atribuye a Pierre de Montreuil. Se levantó en un tiempo record, entre 1242-1248. Formaba parte del  antiguo palacio Real de París. Pertenece al estilo gótico del siglo XIII, periodo radiante.



Análisis

Luis IX, rey piadoso, manda construir la santa Capilla dentro del recinto palaciego con una función doble, la de capilla del Palacio Real y la de recinto para albergar y venerar las reliquias  de la Pasión traídas de tierra Santa.
La Santa Capilla es uno de los templos más emblemáticos del gótico. Reúne las características esenciales de este estilo: altura y luz. Es el edificio símbolo del gótico radiante.



El templo reúne varias peculiaridades, tiene dos plantas, la inferior es la capilla destinada al pueblo, se divide en tres naves separadas por columnas que sujetan bóvedas de arista y a la vez sustenta la planta superior. La capilla superior tiene la función de relicario y capilla privada de la familia real. Es esta la que se construye de manera espectacular.


Planta de una sola nave, deslumbra por la ejecución, altura (20 metros) y luz.
Los elementos sustentados  son los típicos del góticos,  arcos apuntados y  bóveda de crucería; los plementos se cubren con materiales de una tonalidad azul y con estrellas doradas que acentúan el carácter sagrado y real del lugar. Parece la bóveda celeste.
Los empujes de la bóveda se sustentan en unos finos nervios y baquetones que liberan al muro de su función sustentante.
Otra peculiaridad del edificio es que en el exterior no utiliza arbotantes, el peso lo recogen unos contrafuertes adosados a los muros. La verticalidad se logra con la aguja  central y los pináculos  que rematan los contrafuertes.


 

La clave de este edificio es el predominio del vano sobre el muro. Enormes ventanales y un gran rosetón llenan de luz la sala. Los muros se vacían y se cubren con vidrieras de  un color azul, dorado y rojo que matizan la  luz cambiante del interior  en función de la hora del día. Representan temas del Antiguo Testamento y la Pasión.

Comentario

La Santa Chapelle es quizá la obra más emblemática del gótico francés. Este estilo artístico surge en Francia y es el 2º estilo internacional de la Edad Media, desde la isla de Francia se difunde a toda Europa.


El gótico es fruto de los cambios que se producen a partir del siglo XII en Europa: renacer urbano, dinamismo económico y comercial, pujanza de la burguesía y una nueva espiritualidad. La ciudad se convierte en el centro económico, político, religioso y cultural.

La catedral se convierte en símbolo de la nueva época, del renacer urbano frente al mundo feudal y rural del Románico. La Santa Capilla aunque no es una catedral es un templo que reúne las características esenciales de este estilo. La belleza lograda por las tonalidades lumínicas y las soluciones arquitectónicas deslumbran.
La capilla no solo simboliza la nueva religiosidad sino el poder que va acaparando la corona frente a la nobleza.
En esta época también se construyeron catedrales como Reims, Amiens o Chartres y en España León, Burgos y Toledo.

Podemos concluir que estamos antes una de las obras más hermosas y espectaculares del gótico "radiante". Esta obra ejemplifica como pocas el nuevo espíritu gótico marcado por la luz y la elevación en un intento de materializar en piedra la Jerusalén Celestial. 


El edificio y sus soluciones técnicas parecen desafiar a la gravedad y adelantarse en el tiempo a los edificios de cristal de la arquitectura contemporánea.









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada